viernes, 21 de junio de 2013

Francia y España acusan a Google de violar privacidad

Francia y España acusaron ayer a Google de violar la privacidad y abrieron la perspectiva de sanciones, mientras Italia pidió al motor de búsqueda más información sobre el tratamiento de los datos de sus usuarios antes de tomar una decisión.

Según la autoridad de garantías en Francia, la Comisión Nacional Francesa de Informática y Libertades (CNIL), Google viola las normas francesas sobre privacidad y tiene tres meses para ponerse en regla con la legislación local, bajo pena de sanciones pecuniarias.

En Francia, estas sanciones pueden alcanzar un máximo de 200 mil dólares, pero en España pueden llegar 1,3 millones de dólares.

La decisión surge tras el proceso iniciado en octubre del año pasado por las autoridades de los 27 países de la Unión Europea en materia de protección de datos. Ya en forma conjunta los 27 habían pedido a Google ponerse en línea con la normativa europea.

Según fuentes de la CNIL, tras la nueva política de confidencialidad adoptada por Google en marzo de 2012, que unifica las informaciones de servicios antes separados, como el correo electrónico Gmail y la red social Google+, hay una “serie de carencias” por las cuales los usuarios “no pueden saber ni controlar el uso que se hace de sus datos”.

Por su parte, la Agencia Española de Protección de Datos abrió un procedimiento de sanción contra Google por su nueva política de privacidad, tras constatar indicios de infracción a la ley española en la materia.

Entretanto, la autoridad garante de la privacidad en Italia decidió “pedir a Mountain View (sede de Google en California, NDR) mayores y más puntuales detalles sobre aspectos específicos del modo de trato de los datos de los usuarios italianos”.

En particular -explicó la autoridad en un comunicado- “sobre la información y consentimiento para el uso de datos, su conservación y su posible cruce, así como entre productos y servicios diferentes”. Una vez evaluados esos nuevos elementos, se decidirá la eventual adopción de “medidas oportunas”.

Mientras tanto, agrega el comunicado, “en Holanda, la autoridad se apresta a pedir a Google que proporcione aclaraciones, elementos y documentos que, una vez reunidos, confluirán en un documento final que podría tener como resultado también eventuales sanciones”.

Un vocero de Google replicó que la normativa de la compañía “sobre privacidad respeta la ley europea y nos permite crear servicios más sencillos y eficaces”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada