viernes, 10 de octubre de 2014

El ruido de las redes sociales quiebra el silencio electoral



Ruido en las redes sociales quiebra el silencio electoral que se inició desde las cero horas de ayer. Los partidos habilitados para la contienda irrumpieron en Twitter y Facebook para proseguir con sus campañas electorales, a pesar de haber fenecido, el miércoles, el plazo permitido por el Tribunal Supremo Electoral (TSE).

Solicitudes de voto, difusión de programas y ofertas electorales, además de alusiones personales entre oficialistas y opositores vulneraron la normativa electoral.

Una serie de mensajes circularon en las redes: “Una fotito con nuestro futuro presidente. (...) antes de ganar el 12”; “No te equivoques, vota por... queremos gobernar para todos” o “Este domingo 12 l@s bolivian@s elegimos Presidente, en esta elección hay un perdedor y un perjudicado...”

Imposible. “Ya lo advertimos. No vamos a poder controlar el silencio electoral en las redes; solamente podemos hacer advertencias, y los partidos además saben eso. Ahora están concentrados en las redes y más todavía intentando generar la decisión para el 12 de octubre”, puntualizó ayer a La Razón el director de Servicio de Fortalecimiento Democrático (Sifde), Juan Carlos Pinto.

Respecto a esta deficiencia, la ciberactivista boliviana Eliana Quiroz indicó que técnicamente es posible la fiscalización de las redes sociales, pero el costo es elevado. Sin embargo, la experta precisó que la reacción de la opinión pública, si se hace este control, puede ser negativa y contraria.

“Es complejo controlar el uso de las redes sociales, porque incluso se pueden emitir mensajes anónimos o de otros países (...) de todos modos el Sifde hará un monitoreo y no se descarta la posibilidad de que después del domingo podamos ver este tema y determinar hasta qué punto se pueda sancionar”, apuntó el vicepresidente del TSE, Wilfredo Ovando.

Pinto concordó, por separado, con la autoridad electoral, empero indicó que “algunas organizaciones” políticas solicitaron al Sifde información sobre las publicaciones en internet para este periodo. “Nos consultan porque saben que podemos controlar, ese ya es un punto bueno, quizás en el fututo ya pueda funcionar”, señaló.

Pero no solo se utilizaron las nuevas tecnologías. La Razón conoció de la circulación de mensajes de celular atribuidos a un postulante opositor. “Les garantizo que voy a poner (...) para que puedan desarrollar sus actividades...”, reseñaba la oferta. El presidente de los Estados Unidos, Barak Obama, usó la misma estrategia en los comicios de 2008.

Facebook es la red social usada preferentemente para la campaña. Twitter y YouTube fueron menos usados. Ésa fue una de las conclusiones del conversatorio “Estrategias sociales y redes sociales en campañas políticas. Elecciones 2014”, organizado por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) y la cooperación sueca.

Suplantan la web de El Deber con una nota sobre Quiroga

“Tuto Quiroga renuncia a su candidatura” fue el titular de una nota atribuida al diario cruceño El Deber que circuló en internet en horas de la tarde. Suplantaron la página web del matutino, según una nota de aclaración que el mismo medio publicó en su web oficial.

“Este artículo nunca fue publicado por el portal web del Diario Mayor”, reseñó el escrito. La empresa explicó que este fue el segundo episodio, puesto que uno similar se produjo a finales de septiembre bajo el tenor: Evo decreta feriado en la capital cruceña los días 23 y 24 de septiembre de 2014.

La Razón, al conocer la nota, que luego fue desmentida, se contactó con el postulante aludido. “La guerra sucia de Samuel Doria Medina es sin límite, entiendo su desesperación, tiene muchos millones en juego (...) lo lleva a cometer delitos para entrar a fraguar la página web de un medio de comunicación para difundir la línea que vienen manejando”, señaló el postulante del Partido Demócrata Cristiano, Jorge Quiroga.

Este medio intentó comunicarse con los principales directivos de Unidad Demócrata (UD) Arturo Murillo y Soledad Chapetón, de Cochabamba y La Paz, respectivamente, pero no fueron hallados hasta el cierre de esta edición.

El matutino cruceño precisó que “en el mundo de la internet estos casos de suplantación se conocen como fake, falso en inglés y se refiere a una falsificación de usuarios y hasta una página web mediante el uso de programas informáticos como P2P.

Al respecto, la ciberactivista Eliana Quiroz explicó, por ejemplo, que a veces es imposible identificar a las personas que administran las cuentas de redes sociales y páginas web. Empero, sí se puede conocer la ubicación de la computadora de la que se originó el mensaje (identificación de IP). A pesar de ello, no se puede asociar con certeza a una persona jurídica como autora de un mensaje (post).


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada