lunes, 14 de abril de 2014

Twitter permite caracteres emoji en la web

Hasta ahora los caracteres emoji estaban disponibles para los usuarios de Twitter en smartphones. De hecho, antes, las únicas aplicaciones de Twitter que podían soportarlos eran las destinadas a Android, iOS o OS X. Ahora, la compañía permite mostrar los emojis en la web. Por eso, ha actualizado su cliente web para añadir la compatibilidad. Además, esta red social de microblogs ha contratado al desarrollador Twitterrific para diseñar su propio juego de emojis para los tuits en la web. Asimismo ha aprovechado para mejorar la experiencia en todas las plataformas. De todos modos, los nuevos caracteres emoji no son totalmente compatibles con los tuits embebidos. En Windows, cada icono aparece como un cuadro negro a menos que el internauta haga clic en dicho tuit. En cambio, en otras plataformas se muestran perfectamente.

Estos símbolos permiten expresar emociones de una forma similar a los emoticonos. Emoji es una palabra japonesa compuesta por imagen y letra. Designa los ideogramas empleados en mensajes electrónicos y páginas web. Al principio solamente estaban disponibles en Japón y para teléfonos móviles. Actualmente, han conseguido conquistar el mundo entero, expandiéndose más allá de los smartphones. Por ejemplo, se utilizan en mensajería instantánea (Whatsapp, Spotbros, SoftBank o Hangouts), pero también en servicios de correo electrónico como Gmail. Sin embargo, el emoji original es el símbolo del corazón.

Allá por el año 1995, la compañía japonesa de telecomunicaciones NTT DoCoMo decidía añadir el símbolo del corazón a sus dispositivos Pocket Bell (un busca) destinados a los adolescentes. El creador del emoji es Shigetaka Kurita, que por aquel entonces trabajaba en NTT DoCoMo. La idea le vino a la cabeza pensando en las conversaciones en persona o por teléfono, donde el interlocutor puede hacerse una idea del estado de ánimo de la otra persona por forma de hablar. Para suplir la ausencia de la vista o del oído en las comunicaciones digitales escritas, hacía falta algo como el emoji. Una vez que habían experimentado con el símbolo del corazón era el momento de trabajar con caras. Por aquel entonces era posible componer expresiones utilizando código ASCII, pero eso era demasiado complicado para introducirlo en un teléfono móvil.

Kurita buscó una solución mucho más simple. Para componer una cara bastaba un caracter de 12 por 12 píxeles, y con una serie de 176 emojis era posible cubrir prácticamente todas las emociones humanas. Armado con lápiz y papel, Kurita, que era economista, pero no diseñador, se puso a dibujarlos. Sus fuentes de inspiración fueron sus recuerdos de la infancia sobre cómics japoneses como el manga y el kanji. Los primeros emojis únicamente eran compatibles con los teléfonos móviles con i-mode, y NTT DoCoMo no pudo patentarlos, porque los diseños eran simples bloques de 12 por 12 píxeles. Pronto sus competidores J-Phone (actualmente SoftBank) y AU sacaron sus propios emojis. Finalmente, los caracteres emoji fueron incorporados al estándar Unicode, lo que facilitó su expansión por todo el mundo y existen múltiples versiones. Algunos smartphones actuales son capaces de mostrar más de ochocientos emojis, sin contar los animados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada