martes, 14 de enero de 2014

Google apuesta por las viviendas 'inteligentes' al comprar Nest



Luego de haber incursionado en el terreno de los anteojos y de los automóviles sin chofer, el gigante de Internet Google se lanzó en el dominio de las viviendas inteligentes, al anunciar el lunes un acuerdo para comprar al fabricante estadounidense de alarmas y termostatos Nest Labs por USD 3 200 millones.

Nest, una empresa creada en 2010 que cuenta con algo más de 300 asalariados, fabrica principalmente termostatos controlables a la distancia a través de teléfonos inteligentes y detectores de humo que hablan y se detienen con un gesto de la mano.

"Los fundadores de Nest, Tony Fadell y Matt Rogers, construyeron un equipo formidable al que estamos encantados de dar la bienvenida en la familia Google", dijo el director general de la compañía, Larry Page, citado en un comunicado.

"Ellos ya están entregando productos increíbles que se pueden comprar ahora mismo, termostatos que ahorran energía y detectores de humo o monóxido de carbono que pueden ayudar a mantener a las familias seguras", explicó, agregando que la transacción se debe completar "en los próximos meses ", tras el visto bueno de las autoridades de la competencia.

"Google nos ayudará a concretar plenamente nuestra visión de una casa consciente y nos permitirá cambiar el mundo más rápidamente que si hubiéramos continuado nuestro camino solos", comentó Tony Fadell, quien comparó la asociación con el gigante de Internet con "un cohete espacial".

"Google dispone de los recursos, la escala mundial y el alcance (necesarios) para acelerar el crecimiento de Nest", agregó. Nest continuará operando bajo su marca independiente y bajo la conducción de Fadell.

Además, de su actividad principal en la búsqueda y publicidad en Internet, Google se ha desarrollado en otras áreas como los teléfonos móviles con el sistema operativo Android y el fabricante Motorola, que adquirió el año pasado.

También trabaja en prototipos de gafas conectadas a Internet (los 'Google Glass', que podrían ser lanzados comercialmente este año), los automóviles sin conductor, que prevé utilizar para sus servicios de cartografía, redes de fibra óptica de altísima velocidad que opera en algunas ciudades de Estados Unidos, y globos aerostáticos.

Con sus ofertas de equipamiento para casas inteligentes invierte en un mercado en pleno auge: el número de objetos conectados a Internet podría alcanzar los 50 000 millones en 2020, según estimaciones del especialista en telecomunicaciones Cisco. La acción de Google crecía 0,53%, a USD 1 128,89, hacia las 22:45 GMT del lunes en los intercambios electrónicos que siguieron al cierre de la bolsa de Nueva York.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada